Imprimir esta página
Martes, 26 Diciembre 2017 19:37 >

Agresor de una mujer fue imputado de “lesiones calificadas” y se negó a declarar

Valora este artículo
(0 votos)

Esta mañana se realizó en tribunales del Campamento YPF la indagatoria al sujeto detenido por el brutal ataque a su ex pareja en la madrugada de Navidad. La mujer que recibió un martillazo en la cabeza y una pedrada en la boca, se recupera de las lesiones y está fuera de peligro. Ante ello el hombre fue acusado de “lesiones calificadas” pero aún no excarcelado.

Esta mañana de martes personal policial trasladó a Héctor Fernando Quipildor de 42 años a declarar a los tribunales del Campamento YPF, donde fue asistido por el defensor oficial Mariano Sardi, quien le recomendó abstenerse de declarar.

La fiscal del caso la Dra. Verónica Marchisio finalmente acusó solamente por la figura de “lesiones calificadas” por lo que el imputado enfrenta inicialmente una acusación mucho más leve a la que se podía esperar como es la “tentativa de homicidio”.

 

Más allá de esto no se pidió ni se resolvió la excarcelación de este violento sujeto, quien continuará detenido, hasta tanto se realicen estudios psicológicos.

 

Quipildor de igual manera continuará detenido hasta tanto se resuelva su situación procesal, dado que quedó claro que buscó ocultar prueba, bañando a la víctima y quemando su ropa, aunque un elemento llamativo que jugó a su favor fue el registro telefónico que comprobó que el propio agresor llamó a la Policía.

 

La víctima se recupera

La investigación ya logró determinar la existencia de antecedentes violentos en esta pareja, con un incidente en julio pasado, por el cual Quipildor estaba con prohibición de acercamiento a su víctima, Irene del Valle Balti de 32 años.

 

Aparentemente Quipildor en la madrugada navideña convocó mediante mensajes a la mujer a fin de hacerle entrega de fotografías íntimas que poseía, lo que obligó a la mujer a trasladarse hacia este lugar, donde la agredió a martillazos y una pedrada en la boca que le produjo la pérdida de varias piezas dentarias.

 

La víctima tenía custodia policial pero en su vivienda, y la misma no la acompañaba, por lo que se vio desprotegida a partir de acceder al pedido de este violento sujeto. Mas allá de lo brutal de la agresión, Balti se recupera favorablemente ya que no se constataron lesiones graves en el cráneo, más allá de las lesiones en rostro y boca por la pedrada recibida.

 

Incluso si los estudios tomográficos descartaban cualquier problema craneoencefálico, este miércoles la mujer estaría recibiendo el alta desde el área de cirugía.

 

 

Una vez producida la misma, desde el juzgado de feria buscarán poder realizar la declaración testimonial de la mujer brutalmente agredida.

Visto 835 veces