Imprimir esta página
Lunes, 27 Noviembre 2017 20:41 >

“Le pegué con una manguerita negra, nunca un palo o un fierro” fue una declaración de la madre del menor

Valora este artículo
(0 votos)

 

Comenzó el juicio oral y público contra Jhonatan Matías Quiroga y Elizabeth Sáez por el maltrato físico al que sometieron al hijo de 5 años de esta última. Ambos se negaron a declarar, y luego se leyeron sus anteriores declaraciones en instrucción, donde la madre del menor se hace cargo del maltrato exculpando a su compañero de causa, “le pegué con una varilla por que se había echo pis y caca”, y en otro tramo había dicho que “le pegué con una manguerita negra, nunca un palo o un fierro”, señaló increíblemente.

Comenzó hoy el proceso oral y público en el Distrito Judicial Sur bajo la supervisión del Tribunal de Juicio Oral presidido por el Dr. Alejandro Pagano Zavalía, contra Jhonatan Matías Quiroga y su pareja, Elizabeth Sáez, madre del menor de 5 años damnificado.

 

A Quiroga, actualmente detenido, se le imputa el delito de “lesiones graves reiteradas, agravadas por haberlas cometido con ensañamiento”, en relación al maltrato constatado en el menor de 5 años, hijo de la mujer, la cual llega en libertad al proceso, acusada del delito de “abandono de persona”.

 

Quiroga no quiso declarar ante el tribunal pero si reconoció que tenía una condena judicial anterior por un robo. Tras esto se leyó su anterior declaración en la etapa de instrucción de la causa, donde aseguró que jamás le habría hecho daño al niño, “soy culpable de no haber puerto un parate o haber hecho una denuncia”, dijo en referencia a maltratos que adjudicó a su pareja de ese entonces.

 

En ese sentido Elizabeth Sáez 31 años, madre del menor, también se negó a declarar y solo adujo un problema de salud, hepatitis, y que en razón de ello tuvo problemas de movilidad por deshidratación, sumando a ello que habría “entrado en un pozo depresivo”, justificando la desatención materna y malos tratos al menor.

 

Tras esto se leyó la declaración en instrucción donde la mujer reconoció que golpeó al chico con una varilla “por que se había echo pis y caca”, o en otro tramo que “le pegué con una manguerita negra, nunca un palo o un fierro”, señaló increíblemente.

 

 

En cuanto a las lesiones del menor en los pies, ambos señalaron que era una dermatitis, por la que por otra parte el niño nunca tuvo la atención médica adecuada.

Visto 3781 veces