Imprimir esta página
Lunes, 30 Octubre 2017 19:01 >

Solo el imputado Osorio accedió a declarar y se desvinculó del violento asalto

Valora este artículo
(0 votos)

Comenzó el proceso oral y público contra cuatro sujetos detenidos por el violento asalto a la masajista en enero pasado. La fiscal del caso dio lectura detallada de los elementos que los comprometen, sobre todo entrecruzamientos telefónicos. Acto seguido los imputados Padrón, Aguilera y Perpetto se negaron a declarar, haciéndolo solo el imputado Osorio quien señaló que esa mañana estaba trabajando.

Esta mañana comenzó el proceso oral y público contra Franco Aguilera, Cristian Andrés Padrón, Nélson Raúl Osorio y Víctor Ezequiel Perpetto, acusados del delito de robo doblemente agravado por el uso de arma de fuego y ser cometido en banda.

 

 

La fiscal Laura Urquiza detalló los elementos que los incriminan en relación al asalto del 6 de enero pasado contra una mujer que brinda el servicio de masajes en un departamento de calle Aeroposta Argentina 565 de Chacra II.

 

Aguillera desde su teléfono concertó la cita, de hecho él reconoció su participación en el hecho, llegando a la vivienda de la víctima junto a otras dos personas encapuchadas y una de ellas armada.

 

Allí la víctima y su hijo fueron amenazados y golpeados por un dinero por la venta de un terreno que finalmente fue un dato equivocado de los ladrones, quienes debieron contentarse con 500 dólares, 6 mil pesos y unas pocas alhajas de escaso valor.

 

A partir del celular de Aguilera la investigación rápidamente determinó que en las horas previas y posteriores al hecho, este imputado mantuvo contacto vía mensajes con los otros tres detenidos, pero será ahora una difícil empresa de la fiscalía consolidar la prueba de cargo con esos elementos, en los que muchos de los diálogos son en idioma figurado.

 

Incluso el abogado de Perpetto, el Dr. Lucas Sartori, ya pidió la reproducción de los audios a fin de escucharlos en la audiencia pública, señalando que “fueron sacados de contexto”.

 

Asimismo la fiscal Urquiza mencionó numerosos contactos que daban cuenta de un encuentro previo en una plaza cercana a la vivienda de la víctima, y luego mensajes dando cuenta del error cometido o buscando repartir el botín, pero en un dialecto ambiguo.

 

Incluso apuntó al imputado Osorio, quien habría enviado fotos de dólares a su pareja, señalándolo como otros de los indicios de cargo.

 

Solo uno habló

A la hora de las indagatorias todos los imputados se negaron a hablar, salvo el caso de Nélson Osorio, quien si hizo uso de ese derecho, planteando su coartada para esa mañana.

El imputado refirió que trabajaba en una petrolera en el campo, y que esa mañana tenía un recorrido para trasladar a tres compañeros de trabajo a la zona de Río Chico, y que luego volvió a la ciudad para realizar tareas comunitarias, de 9 a 12, en el marco de una probation que tiene por una causa de lesiones.

Su defensa señaló que el recorrido en la camioneta en la zona rural incluso quedó registrado en un GPS que poseen las camionetas de la empresa, pidiendo ya fuera de término que esos elementos probatorios nunca fueron incorporados.

 

El tribunal pasó a un cuarto intermedio para este martes a las 10 de la mañana en que comiencen las declaraciones testimoniales, entre ellas la de la propia víctima.

Visto 1404 veces

Galería de imágenes