Imprimir esta página
Lunes, 04 Septiembre 2017 09:08 >

NEUQUEN: Apuñaló a dos chicas en medio de un almuerzo

Valora este artículo
(0 votos)

El agresor irá a juicio por el ataque ocurrido en mayo en el barrio Bouquet Roldán.(lmneuquen)

 

Un asado de mediodía se convirtió en una pesadilla cuando uno de los comensales, sin mediar palabra, le asestó una puñalada en el pecho a una mujer con la que estaba almorzando.

Ante el brutal ataque, su amiga salió en su defensa y terminó corriendo por la calle, perseguida por el hombre que también logró apuñalarla hasta que un efectivo policial, que observó la secuencia, pudo detenerlo.

En una audiencia realizada la semana pasada, el juez Lucas Yancarelli avaló el pedido de la fiscalía y elevó la causa a juicio contra Sergio Castillo, de 35 años, acusado de ser quien apuñaló gravemente a ambas víctimas.

“Por las lesiones causadas corrió peligro la vida de ambas víctimas, lo cual surge de las pericias e informes médicos”, afirmó la fiscal Paula González, quien apuntó que una de las mujeres quedó sensibilizada con la situación.

“Pensé que me había perforado el corazón”, admitió una de las víctimas sobre el traumático episodio que tuvo lugar en la casa de un amigo, donde se habían juntado a comer. La casa está ubicada en calle Chacabuco al 100, en el barrio Bouquet Roldán.

De la investigación judicial surgió que el violento ataque ocurrió cerca de las 16:30 del 6 de mayo, cuando la sobremesa casi termina en una carnicería.

Allí, se encontraba compartiendo unas cervezas un grupo de personas, cuando Castillo se acercó a una de las víctimas con un cuchillo en la mano y, sin mediar palabra, se lo clavó en el pecho.

Esa fue la primera vez que se veían, ya que Castillo era amigo del dueño de casa.

El horror quedó plasmado en las retinas del resto de los comensales, hasta que la amiga de la mujer herida decidió intervenir para ayudarla y desviar la atención del agresor. En ese intento corrió riego su propia vida, ya que no imaginó que estaba a punto de convertirse en la segunda víctima del hombre, quien comenzó a perseguirla por la calle mientras le daba puntazos en el cuerpo cada vez que la alcanzaba.

Mientras transcurría la escena, que parecía salida de una película de terror de la que nadie quisiera ser protagonista, apareció una persona que pudo ayudarla.

En ese momento circulaba por el lugar una policía de la Comisaría Quinta, quien al observar lo que sucedía interceptó al agresor en calles Planas y Catamarca, logró reducirlo y lo detuvo tras reconocer que el hombre estaba fuera de sí.

Luego de los cuatro meses de investigación, tras la formulación de cargos, la fiscalía solicitó la elevación a juicio, pedido que fue avalado por el juez de Garantías, por lo que resta fijar fecha.

 

Además de Sergio Castillo, el acusado de 35 años, en el lugar estaban las dos víctimas y el dueño de casa. No hubo precisiones sobre si había más gente en la mesa cuando ocurrió el ataque.

Visto 310 veces